Los cereales integrales sin gluten

Es importante ir familiarizándose con otros tipos de cereales que no sean el trigo. El trigo tiene gluten, y si lo estás tomando sin saber que eres intolerante a él no vas a conseguir bajar de peso y, además, estarás dañando tus intestinos, el hígado, el sistema inmune y tendrás problemas de salud como fibromialgia, dolores crónicos, migrañas, ovarios poliquísticos, psoriasis, dermatitis, eccemas, estreñimiento, diarrea, hongos, candidiasis, parásitos y un largo etcétera. Existen cereales sin gluten deliciosos, muy fáciles y rápidos de preparar y que combinan a la perfección con ensaladas y verduras.

Los cereales sin gluten que consumimos en una dieta SEN son: arroz integral, trigo sarraceno, mijo, quínoa, teff, amaranto y polenta. En caso de consumir avena, mejor comprarla certificada sin gluten. Todos ellos nos aportan una energía más estable, sirven para pensar y tonifican el sistema nervioso. Los cereales integrales son semillas de vida. Las harinas, en cambio, están muertas, por lo tanto no podemos esperar energía de las harinas.

Hay cuatro cereales no muy recomendados al principio del cambio de alimentación porque tienen mucha cascarilla y porque tienen gluten son la espelta, el trigo, el kamut y el centeno. En caso de asegurarnos que no tenemos una intolerancia los podemos consumir en forma de pasta o pan integrales, en pequeñas cantidades y de forma esporádica, y siempre ecológicos, de buena calidad y procedencia.

El cereal integral se puede comer cocinado, hervido o germinado. Y una vez cocinado lo guardamos en la nevera en un tarro de vidrio durante unos tres días máximo.

La cantidad de cereal integral a tomar hay que ajustarla siempre a las necesidades y preferencias de cada uno, es decir, según la Bioindividualidad.

Cómo cocinar los cereales

  1. Dejar o no en remojo la noche anterior o germinarlo. La germinación hace más digerible el cereal, además de incrementar su riqueza nutricional. El remojo inactiva el ácido fítico del cereal integral gracias a las transformaciones que se producen al inicio del proceso de germinación del grano. El remojo, además, disminuye el tiempo de cocción.
  2. Lavar bien el cereal por inmersión y enjuagarlo por decantación. Es decir, enjuagarlo y escurrirlo varias veces hasta que el agua salga limpia.
  3. Para una buena cocción de los cereales integrales mirar la tabla que tienes a bajo, aunque dependerá de los utensilios de cocina, la intensidad del fuego, lo dura que sea el agua y el clima externo influyen en el resultado culinario.
  4. Se pueden cocer con 5 cm. de alga kombu (la misma que se utiliza para cocer las legumbres) para equilibrar su efecto acidificante y aportar más minerales.
  5. El cereal integral bien cocido ha de quedar abierto y así permitir que las encimas digestivas puedan entrar e iniciar transformaciones necesarias para digerirlo y asimilarlo.
  6. Ya que todos los carbohidratos acidifican la sangre en mayor o menor grado, lo más importante es masticar mucho y ensalivar bien para equilibrar este efecto acidificante con la saliva, que es alcalina.
  7. La harina y los granos se pueden tostar ligeramente en una sartén a fuego lento sin aceite para así “pre digerir” parte del almidón. Los cereales que pueden requerir un tostado previo son el mijo y el trigo sarraceno, que son dos de los cereales que no remojamos.
  8. La fermentación ha sido el sistema más utilizado per aumentar la digestibilidad de los cereales. El pan y la cerveza son los ejemplos más antiguos.
  9. Los cereales sin cocinar, es decir, los granos, se guardan en recipientes de vidrio en los armarios de la cocina.

Cereales sin gluten en grano más usados. Guía de tiempo y proporción de agua

1 vaso de cereal integral

Agua

T. cocción

Remojo/Germinación
Arroz integral redondo

2 vasos

40-45 minutos

Opcional

Arroz integral largo y arroz negro

2 vasos

40-45 minutos

Opcional

 

Arroz integral basmati

1 ½ vasos

25-30 minutos

Opcional

Mijo

2 – 2 ½  vasos

20-30 minutos

No

Trigo sarraceno

2 vasos

20-30 minutos

Opcional

Quínoa

2 vasos

25-25 minutos

No

Polenta – sémola de maíz

4 vasos

5 minutos

No

7 respuestas

  1. Me parece muy interesante, pero, algunos articulos que he leido se contradicen, en relación a los cereales con más o menos gluten.
    Creo que el mejor pan es el de Trigo SARRACENO.

  2. Muchas gracias, me gusta tu artículo. Tengo una pregunta, por favor. El agua de remojar el arroz es mejor utilizarla en la cocción o desecharla? Pensaba que al colarlo y aclararlo se perdían los nutrientes del grano en el agua que tiramos.

  3. En principio todos los cereales tienen gluten que es una proteína muy beneficiosa para salud excepto que para una persona que tenga la enfermedad celiaca que es una enfermedad autoinmune con base genética. Aun no se sabe porque el organismo de un celiaco reacciona generando anticuerpos que atacan su sistema inmune cuando ingiere este proteína. Muchos celiacos también tienen excluidos de la dieta el arroz y el maíz porque también les dan problemas, ya que también tienen gluten similar al resto de cereales. Por ejemplo: el maíz esta compuesto por la zeína que es molecularmente similar a la proteína del gluten.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RESPONSABLE: NURIA ROURA SEN SL. FINALIDAD: GESTIONAR EL ENVIO DE INFORMACION Y PROSPECCION COMERCIAL Y DAR ACCESO A LOS PRODUCTOS ONLINE. LEGITIMACIÓN: CONSENTIMIENTO DEL INTERESADO. DESTINATARIOS: EMPRESAS PROVEEDORAS NACIONALES Y ENCARGADOS DE TRATAMIENTO ACOGIDOS A PRIVACY SHIELD. DERECHOS: ACCEDER, RECTIFICAR Y SUPRIMIR LOS DATOS, ASI COMO OTROS DERECHOS COMO SE EXPLICA EN LA INFORMACION ADICIONAL. INFORMACIÓN ADICIONAL: PUEDES CONSULTAR LA INFORMACION ADICIONAL Y DETALLADA SOBRE PROTECCION DE DATOS EN NUESTRA PAGINA WEB.